LosOmbues

El reparto de suertes de Juan de Garay

En la mañana del sábado 11 de junio del año del Señor de 1580, don Juan de Garay procedió a fundar la Muy Noble Ciudad de la Santísima Trinidad y puerto de Santa María de los Buenos Aires, hoy denominada con la menguada denominación de Buenos Aires.

Con las formalidades dispuestas por las Leyes de Indias, Garay, luego de invocar a la "Santísima Trinidad", a la "Gloriosa Virgen María" y a "todos los Santos y Santas", pronunció aquellas palabras registradas por el escribano Pedro de Jerez, con la farragosa jerga notarial, que expresaban con la mayor solemnidad: "Yo Juan de Garay, teniente de Gobernador y Capitán General... en nombre de Su Majestad real el Rey don Felipe, nuestro Señor... por virtud de sus poderes reales ...hago y fundó en el dicho asiento y puerto, una ciudad, la cual pueblo con soldados y gente que al presente tengo...", etc. etc.

Además en simbólica señal de que tomaba posesión de la tierra, Garay empuñó la espada y cortó hierbas y tiró varias estocadas a diestra y siniestra, diciendo "que si había alguno que se lo contradiga" que lo manifestase, obteniendo la más silenciosa aprobación. De tal manera fundó nuestra ciudad capital, hace ya más de cuatrocientos años.

Los asistentes a tan trascendente ceremonia, agrupados alrededor del simbólico tronco o árbol de la justicia , tuvieron el raro privilegio de ser fundadores y primeros pobladores de Buenos Aires y sus aledaños.

Diez eran españoles nativos y el resto, cincuenta y cuatro, entre criollos y mestizos y una sola mujer, todo ello representado en la conocida obra pictórica ejecutada por José Moreno Carbonero.

Poco después, el 24 de octubre de aquel mismo año, Garay dejaba testimoniado que "yo en nombre de su majestad he empezado a repartir, y les reparto a los dichos pobladores y conquistadores, tierras y caballería y solares y cuadras, las doy y hago merced en nombre de su majestad..., para que como cosa propia suya puedan en ella edificar, así casas como corrales..., y hacer cualesquier labranza..., como si lo hubiesen heredado de su propio patrimonio, y como tal puedan dar y vender y enajenar y hacer lo que por bien tuvieren...".

Con aquellas potestades adjudicaba a cada uno de aquellos fundadores las 65 suertes o chacras en la costa norte de la incipiente ciudad, mensuradas desde lo que hoy es Plaza San Martín en Buenos Aires, hasta la zona actualmente conocida con el nombre de Punta Chica, San Fernando. De aquellas suertes la numerada 47 hasta la 63, o sea diez y siete mercedes, corresponde ubicarlas dentro del actual municipio de San Isidro, por aquel entonces los Pagos de la Costa.

En aquel reparto le tocó a Pedro de la Torre la chacra número 57, de 400 varas de frente al Río de la Plata por una legua de fondo, que podemos situarla entre las actuales calles Belgrano-Alsina hasta Primera Junta-Don Bosco.

De tal manera hemos ubicado las tierras que, desde 1580, pertenecieron a Pedro de la Torre las que, a través del tiempo, pasarán al dominio de sus sucesivos propietarios hasta nuestros días, y que, dentro de su ámbito, transcurrirá nuestra historia.

(Fuente: Los Ombúes. Historia de una Casa y sus antiguos moradores, de Bernardo Lozier Almazán.)

 

 

 

 

Bienvenida Libros y textos de interés Flora y fauna de Los Ombúes Actividades institucionales Archivo de noticias
La casa Sala Fundacional Asociación de Amigos Album de imágenes Cómo llegar
Jardín Archivo Histórico Tercio de Cántabros Visitas en el jardín Agenda del mes
Museo Archivo Fotográfico Misión Visitas escolares Horarios
Biblioteca / Hemeroteca Las suertes de Garay Staff Tienda y café Contactos

[ Sobre el uso del contenido de este sitio web ]

Imagen institucional: Shakespear Estudio / Diseño web: Grupo AMC